Préstamos personales sin buro de credito y sin comprobante de ingresos: descubre aquí cómo obtenerlo

Por: Alonzo Encarnación

Tenes miedo de que rechacen tu solicitud de préstamo porque sencillamente no cuentas con comprobante de ingresos; las buenas noticias es que no tienes de qué preocuparte porque es posible obtenerlo sin este requisito. Entérate aquí cómo hacerlo de una manera rápida y sencilla.

Aunque parezca imposible, existen algunas instituciones financieras que te dan préstamos personales sin que tengas ni buró, ni comprobante de ingresos; de hecho, cada vez es más frecuente que las personas soliciten préstamos de esta naturaleza e instituciones que los ofrezcan.

La situación financiera de cada persona suele ser muy diferente, a tal punto que es habitual que veamos gente que necesita de un préstamo personal, pero no tiene los requisitos que son normalmente indispensables como es un comprobante de ingresos.

¿Cómo funcionan los préstamos sin comprobante de ingresos?

Los bancos tradicionales tienen como requisito esencial el tener un comprobante de ingresos para que te puedan prestar dinero porque esta es la manera comprobar la liquidez del solicitante y se aseguran de que el dinero que prestan lo podrán recuperar sin aparentes problemas.

En vista de que existía una gran cantidad de personas que deseaban solicitar préstamos, pero no tenían manera de comprobar sus ingresos, vinieron al rescate las entidades financieras online que te otorgan el dinero sin necesidad de presentar este documento.

A través de este tipo de entidades, puedes acceder a préstamos de hasta tres mil pesos, sin que estés percibiendo un sueldo mensual y con un plazo de hasta 30 días para devolver el monto que se pidió. Esta solicitud es perfecta para todos aquellos que han tratado de pedir dinero a través de otras vías sin tener éxito.

¿Qué requisitos se piden para los préstamos sin comprobante de ingresos?

A pesar de que no necesitar un comprobante de ingresos para solicitar algunos préstamos, hay otro tipo de requisitos que si debes tener para que puedas acceder al dinero; sin embargo, estos son mínimos y fáciles de conseguir, estos son:

  • Ser mayor de 18 años, y algunas entidades limitan la edad para otorgar préstamos hasta los 70 años.
  • Dar tu nombre y apellido
  • Dar tu fecha de nacimiento
  • Tener la ciudadanía mexicana
  • Presentar tu identificación legal mexicana. Tienes que subir a la plataforma de las instituciones financieras online que te darán el préstamo una imagen del carné de frente y por el reverso.
  • Tus contactos como teléfono o correo electrónico.
  • Tener una cuenta bancaria para poder recibir el dinero otorgado en el préstamo.

¿Cómo solicito un préstamo de este tipo?

Solicitar un préstamo en una institución online, sin necesidad de un comprobante de ingresos, es un trámite muy rápido y sencillo, porque no son muchos los documentos que debes entregar y que se tienen que validar.

  • Lo primero que se tiene que hacer es rellenar un formulario que te presenta la plataforma de la entidad, donde debes colocar tus datos personales, además de seleccionar la cantidad de dinero que quieres pedir.
  • Unos minutos después de hacer esto, recibirás un mail o mensaje SMS de la institución en el que te indicarán si tu préstamo fue aprobado.
  • Si, efectivamente, te otorgaron el dinero, deberás enviar la documentación que se solicite, la cual consiste, básicamente, en el documento de identidad y un comprobante de que eres el titular de la cuenta bancaria que diste para el depósito del dinero.
  • Luego de que la institución recibe toda la documentación, te enviará el contrato del préstamo, el cual firmarás si estás de acuerdo con las condiciones o rechazarás si es el caso.
  • Si decides aceptar el contrato, debes enviarlo firmado para luego recibir de inmediato la cantidad de dinero solicitada.

¿Qué se evalúa para otorgar un préstamo sin comprobante de ingresos?

Si bien es verdad que son mínimos los requisitos que piden las instituciones que otorgan préstamos sin comprobante de ingresos, estas entidades necesitan evaluar tu situación personal y económica para asegurarse de que eres capaz de liquidar la deuda que estás por adquirir con ellos. Entre los puntos que se evalúan para darte el dinero están:

  • Deben examinar tu historial crediticio, pero el detalle con el que realicen el análisis estará sujeto a la cantidad de dinero que hayas solicitado.
  • Además de tu historial crediticio, otro punto importante es tu solvencia, puesto que tu capacidad de pago les indicará a ellos si podrás hacer frente a la deuda que vas a adquirir.

¿Cuáles son las características de estos préstamos?

Son varias las instituciones financieras que hoy en día otorgan este tipo de préstamos de manera muy fácil, los cuales suelen tener las siguientes características:

  • Los préstamos sin comprobante de ingresos, o sin buró, suelen ser más caros que los de otro tipo.
  • Los plazos para liquidarlos suelen ser más cortos que los que ofrecen las instituciones bancarias tradicionales.
  • Algunas instituciones financieras pueden pedir otros requisitos extras a los acostumbrados.
  • Las instituciones financieras que otorgan este tipo de préstamos suelen variar en cuanto a los sistemas de evaluación que utilizan para aprobar los préstamos sin comprobante de ingresos.
  • No se necesita ningún anticipo para acceder a estos préstamos.

¿Cuáles son las ventajas y desventajas de estos préstamos?

Estos préstamos sin comprobante de ingresos están en consonancia con los tiempos actuales, donde la rapidez y practicidad de los procesos es cada vez más necesaria; además, este tipo de préstamo ofrece otras ventajas, las cuales son:

– No es necesario que te muevas de tu casa para poder tramitarlo y recibir el dinero, puedes hacer esta transacción desde cualquier lugar que desees, puesto que se hace por internet.

– Como se ha indicado antes, estos préstamos no necesitan de comprobante de ingresos, por lo tanto, te ahorras este trámite, ni tampoco necesitarás aval, si la cantidad de dinero que pides no es tan elevada.

– Tienes acceso al dinero que necesitas casi de inmediato, solo tienes que revisar en tu cuenta bancaria.

– Tu mismo, escoges los plazos para cancelar la deuda, puedes elegir la opción que más se acomode a tus necesidades.

– Puedes estar tranquilo de que es un sistema seguro para solicitar préstamos, puesto que el proceso que se debe realizar en línea es muy transparente, todos los prestamistas dan detalles sobre los términos y condiciones para acceder al dinero con ellos.

Por otro lado, algunas de las desventajas que se pueden encontrar en estos préstamos son las siguientes:

– Las tasas de interés que se pueden encontrar son más elevadas que las de otros tipos de préstamos, puesto que el riesgo de impago que pueden sufrir las instituciones es mayor.

–  Con mucha frecuencia tienen honorarios más elevados.

¿Son confiables los préstamos sin comprobante de ingresos?

Las entidades que operan con préstamos sin comprobante de ingresos operan con todas los permisos y normas establecidas en la ley; por lo tanto, son seguras y confiables; pero lo mejor para garantizar una experiencia satisfactoria es la de investigar acerca de las instituciones financieras que ofrecen e indagar en la Comisión Nacional Bancaria de Valores y en el Buró de Instituciones Financieras de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (CONDUSEF), esto te dejará tranquilo y confiado de que tu transacción es completamente legal y ajustada a las normativas.

Considera que, si necesitas un préstamo y no tienes comprobante de ingresos y, además, te encuentras en el buró de créditos, seguro te ofrecerán los préstamos más caros del mercado por la elevada posibilidad de impago que representas.

Por esta razón, los expertos en finanzas aconsejan que antes de solicitar cualquier préstamo se vayan liquidando las deudas que se tienen o se intente negociar con las instituciones bancarias que tengas asuntos pendientes porque mientras peor sea tu perfil de deudor, más altos serán los intereses que tengas que pagar si pides préstamos.

¿Las instituciones que ofrecen estos préstamos están disponibles en todo México?

Instituciones que ofrezcan préstamos sin comprobantes de ingresos las puedes conseguir en cualquier parte de México dónde te encuentres, puesto que estos prestamistas son agencias no bancarias que ofrecen sus servicios 100% online.

En este sentido, cualquier persona que tenga la ciudadanía mexicana puede acceder a estos préstamos desde cualquier lugar del país, solo necesita que tenga internet.

Una sugerencia que te damos es que, si no tienes la capacidad de afrontar una deuda, no es una buena decisión solicitar préstamos de algún tipo porque si no estás en condiciones de afrontar los pagos, una vez que hayas firmado el contrato, deberás pagar intereses extras por mora y terminarás reportando en el buró de crédito, lo cual manchará tu historial crediticio seriamente; así que sé consciente y responsable cuando pides dinero.

¿Cómo hacer un comprobante de ingresos si eres independiente?

Cómo indicamos antes, a través del comprobante de ingresos podemos confirmar cuál es el sueldo que percibimos, o los ingresos que tenemos, si necesitamos hacer algún tipo de transacción como la solicitud de un préstamo. En caso de que no lo tengas y lo necesites, no tienes que preocuparte porque tienes opciones, aquí te las mostramos.

En México, más de a mitad de la población trabaja de manera independiente o tiene alguna ocupación informal, según indica el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). Según las leyes, no importa que seas un zapatero, comerciante, mesero o taxista, tú tienes derecho a servicios financieros, aunque todavía no estés dado de alta ante el Sistema de Administración Tributaria (SAT). Si bien es verdad que necesitas un comprobante de tus ingresos, existen formas de solucionar este detalle.

¿Qué es un comprobante de ingresos?

Un comprobante de ingresos es aquel documento que emite la empresa o compañía donde trabajamos para demostrar el ingreso que percibimos por nuestros servicios en dicha empresa. Normalmente, las instituciones financieras en México piden este documento a las personas que solicitan préstamos, tarjetas de crédito, planes de crédito, entre otros servicios financieros.

Este comprobante lo piden las instituciones como una forma de que les demostremos que tenemos la solvencia económica para poder afrontar los pagos mensuales que se generen del préstamo o el crédito que estamos pidiendo.

¿De qué manera puedo comprobar mis ingresos?

Si eres de las personas que no cuenta con un comprobante de ingresos convencional, te mostramos las alternativas a las que puedes acceder, y que pueden funcionar, para cumplir con este requisito que piden la mayoría de las entidades bancarias mexicanas.

  1. Recibo de nómina

Algunas empresas, sean públicas o privadas, dan a las personas que prestan sus servicios, un recibo de pago, detallando el suelo o el dinero que percibe, así como las prestaciones y la retención de impuestos.

  1. Declaración fiscal anual

Si tienes negocio propio o eres un emprendedor, comerciante o ejerces, de manera independiente, alguna actividad laboral registrada ante el SAT, puedes comprobar tus ingresos con la declaración de impuestos anual.  Ten presente que esta declaración se hace de manera digital.

  1. Notas de compra

Para aquellos que tienen negocios, algo que puede servirles para confirmar sus ingresos ante los bancos son las notas de compra o facturas. Con esto, están demostrando que adquieren mercancía de manera regular y que tienen ingresos para pagarlas siempre que necesiten reponer.

  1. Inventario

Otra manera en la que los comerciantes pueden mostrar sus ingresos ante las entidades financieras es con un informe sobre el inventario que poseen, esto es parecido a las notas de compra y puede ser suficiente para que una entidad bancaria te otorgue un préstamos o crédito.

  1. Préstamos en línea

Una alternativa rentable para los que no tienen formas conocidas de probar que tienen ingresos es con un comprobante de un préstamo en línea de bajos requisitos que hayas pedido para impulsar tu negocio o comercio. Si esta es tu opción, es recomendable que compruebes que tu empresa está avalada ante el Buró de Entidades Financieras. Un punto importante es que nunca debes entregar dinero para solicitar un préstamo; si alguien o alguna entidad te pide esto como requisito, es una señal de alarma de que se puede tratar de un fraude.

  1. Tarjetas de crédito de tiendas

El estado de cuenta que te llega mes a mes de tu tarjeta de tiendas por departamentos te puede servir como comprobante de que tienes ingresos, capacidad de pago y flujo de efectivo constante; eso sí, debes estar al día con los pagos para mantener un buen historial crediticio, de ninguna manera muestres un estado de cuenta con deudas pendientes o en mora, esto será contraproducente.

  1. Estados de cuenta bancarios

Si tienes alguna cuenta en un banco, los estados de cuenta de esta también pueden ser de mucha utilidad para comprobar ingresos. Si este es tu caso, trata de hacer depósitos frecuentas a dicha cuenta, de manera de que el banco vea que tienes ingresos frecuentes y, por lo tanto, tienes solvencia económica.

  1. Cuenta de ahorro para actividades que no están dadas de alta en el SAT

Si eres trabajador independiente y tu actividad económica no está dada de alta en el SAT, lo más recomendable es que abras una cuenta de ahorros y deposites tus ingresos allí; de esta manera, el estado de cuenta de este producto financiero te servirá como comprobante de ingresos. Si consideras que esta opción es la más adecuada para ti, ten presente que deberás depositar en esta cuenta la misma cantidad de dinero mensual y así demostrar que tienes entradas de dinero constantes; de hecho, tus ingresos pueden ser hasta más elevados que uno que se muestre en una cuenta nómina convencional.

Una cuenta de débito también puede ser una opción

Además de las alternativas que te mencionamos anteriormente, una forma bastante buena de comprobar tus ingresos ante los bancos es a través de una cuenta de débito. Para sacar una de estas cuentas necesitas los siguientes documentos:

– Una identificación oficial que se encuentre vigente y debe tener foto. Estas identificaciones pueden ser: pasaporte, credencial de elector, cédula profesional o credencial de elector; así como credencial del IMSS o ISSSTE.

– Algún documento que compruebe tu domicilio y que, de preferencia, tenga tu nombre (puede ser un recibo de luz, agua o algún otro servicio).

– En cuanto a los ingresos, cada entidad bancaria pide una suma mínima de ingresos para abrir esta cuenta, aunque algunas no piden una cantidad en específica.

Luego de abrirla, deberás depositar tus ingresos mensuales cada mes. Por ejemplo, si tienes un negocio de vegetales, deberás depositar en esta cuenta todo lo que ganes en tu negocio, si haces esto durante unos tres meses, mantendrás un registro de lo que percibes mensualmente por tu comercio.

¿Qué tener presente si tienes una cuenta de débito para confirmar mis ingresos?

Ahora que sabemos que el estado de cuenta de una cuenta de débito nos sirve para demostrar nuestros ingresos ante cualquier institución financiera, tienes que estar consciente de que la tarjeta que te dan por esta cuenta no es una tarjeta de crédito; por lo tanto, debes tener cuidado y tomar las siguientes previsiones:

– Revisa tu estado de cuenta con regularidad.

– No uses otros cajeros que no sean los que pertenecen a tu banco si vas a retirar dinero con tu tarjeta.

– Es importante que mantengas un saldo promedio en tu cuenta para que te sirva como comprobante de ingresos.

– No retires todo tu dinero de la cuenta.

Obviamente, la mejor opción para comprobar ingresos es tener un trabajo formal, lo cual te servirá para acceder a mejores productos financieros. Si tienes un negocio, lo ideal es buscar que lo conviertas en un negocio formal y registrado ante las instituciones del Estado; pero si, por los momentos, no estás en posibilidades de hacerlo, entonces puedes seguir las recomendaciones que te dimos anteriormente.

Préstamos en línea al instante sin checar buro. ¿Cómo acceder a uno?

Si lo que necesitas es pedir un préstamo con urgencia, pero sin que chequen tu buró de crédito, hay buenas noticias y es que puedes encontrar este tipo de préstamos de manera muy sencilla, aquí te decimos todo lo que necesitas saber y cómo puedes solicitar este tipo de préstamo.

Cuando necesitamos pedir un crédito, los bancos evalúan nuestro perfil y, para ello, nos piden una serie de requisitos con el fin de asegurarse de que somos capaces de devolver todo el dinero que hemos pedido prestado, entre los requerimientos que solicitan está el buró de crédito.

¿Qué es el buró de crédito?

Cuando oímos la palabra buró de crédito, muchos de nosotros sentimos pavor, aunque no tengamos idea de lo que esto significa; de hecho, lo vemos como algo negativo y esto no necesariamente es así, solo debemos entender cómo funciona.

El buró de crédito es una compañía privada, de índole no gubernamental, que se alimenta de información que recibe de los bancos e instituciones financieras que otorgan créditos y préstamos a las personas. Dicha información se guarda para componer lo que se conoce como historial crediticio, lo cual se archiva con el nombre de la persona que ha solicitado el dinero, de forma que todas las transacciones de este tipo, que dicha persona hace, se van acumulando en este historial, tanto sus pagos como sus deudas.

De esta manera, el buró de crédito tendrá en sus archivos todo tu historial, todo el proceso desde que solicitas un crédito, independientemente de si pagas o no.

La utilidad de esta información es que es usada por las entidades bancarias para evaluar qué tipo de productos y qué préstamos o créditos se adecúan a tu perfil.

Conocer nuestro historial crediticio es posible, todos podemos consultarlo, de manera gratuita, una vez al año, con el fin de que puedas revisar y detectar alguna anomalía como créditos que no solicitaste, consultas no autorizadas o pagos que no recordabas.

¿En qué consisten los préstamos en línea sin checar buró?

Los préstamos sin buró son aquellos que se otorgan sin revisar el historial crediticio; la gran mayoría de este tipo de servicios financieros se ofrecen a través de internet; razón por la cual, son muy fáciles y cómodos de pedir, además de ser más flexibles que los préstamos convencionales.

Entre los tipos de préstamos sin buró que existen en el mercado, el más conocido es el exprés, en el que se otorga una cantidad de dinero determinada que deberá ser devuelta en un lapso breve y que será fijado por las dos partes involucradas en la transacción. Para solicitar estos préstamos no se tiene que pagar nada; por supuesto, lo que se tiene que cancelar son las cuotas y los intereses que se generen, según el monto otorgado; por ello, podría decirse que los préstamos sin buró no consideran las circunstancias económicas que la persona esté atravesando.

¿Cuáles son las características de este tipo de préstamos?

Una de las cosas que caracterizan a los préstamos sin buró de crédito es que sabes de inmediato si te darán el dinero o no; pero si resultas rechazado esto para nada significa que no podrás optar al dinero en otra entidad; probablemente haya sucedido porque no ven la factibilidad de darte el dinero, o porque ya han otorgado muchos créditos y porque no pueden aceptar más o, tal vez, es la primera vez que lo pides.

Otra característica de estos préstamos es que suelen ser más caros que otros que se ofrecen en el mercado, debido al riesgo de impago que representan; así como también, el plazo para la cancelación acostumbra a ser menor del que ofrecen los préstamos bancarios.

Suele pasar que las entidades que ofrecen préstamos en línea sin checar el buró de crédito tienen sistemas propios para evaluar a los solicitantes; por lo tanto, los requisitos pueden variar de una institución a otra.

¿Qué documentos se necesitan para solicitar un préstamo sin buró?

Una de las ventajas de este tipo de préstamos es que es muy poca la documentación que se solicita y muy probablemente la mayoría ya la tengas a la mano. Entre las cosas que necesitas están las siguientes:

– Tener un teléfono de contacto y un correo electrónico, puesto que la mayor parte de las diligencias, si no es que todas, se realizan vía internet.

– Poseer una cuenta bancaria.

– Un documento de identidad que esté, obligatoriamente, vigente.

Estos son los únicos documentos que se piden para solicitar un préstamo sin checar buró, pero ten en cuenta que los requisitos varían de una institución a otra; no obstante, las instituciones que ofrecen los préstamos indican paso a paso, a través de su página web, qué es lo que necesitas para solicitar el préstamo.

De igual forma, adjuntar la documentación es algo muy sencillo de hacer en las plataformas de estas instituciones; cuando te aprueben el crédito, te enviarán un contrato que tendrás que firmar y con esto habrá finalizado la entrega de papeleo y estarás listos para recibir el dinero y comenzar a pagarlo.

¿Qué requisitos se deben cumplir para acceder a estos préstamos?

No son muchos los requisitos que se piden para acceder a los préstamos sin buró; básicamente son los que te mencionamos a continuación:

– No es necesario tener una nómina, tampoco se requieren de avales personales o bancarios

– No te desestimarán para otorgarte el préstamo si te encuentras desempleado.

– No hay una edad estipulada para acceder a estos préstamos, pero generalmente, se debe haber cumplido la mayoría de edad y tener menos de 80 años.

– Tienes que estar, legalmente, residiendo en México.

¿Quiénes solicitan este tipo de préstamo?

Los préstamos sin buró de crédito están pensados para las personas que necesitan dinero de manera urgente y suelen concederse a los que están desempleados, los pensionistas o los autónomos, pero bajo ningún concepto se dan estos préstamos a las empresas.

Las personas suelen solicitar préstamos sin buró para tapar agujeros por un gasto que se presentó sin previo aviso, o para darle un empujoncito al negocio, si eres autónomo; razón por la cual, cualquiera puede acceder a estos.

¿Cuáles son las ventajas y desventajas de los préstamos sin buró de crédito?

La primera ventaja que se puede mencionar de los préstamos sin buró es que no piden muchos requisitos y, prácticamente, no se hace ningún papeleo. Otras ventajas que se pueden observar son:

– La brecha de edad tan amplia permite que casi cualquier persona pueda acceder a estos préstamos.

– En pocas horas podrás disponer del dinero, luego de que hayas sido aprobado.

–  El hecho de que se pueda solicitar online, hace que el trámite sea cómodo y rápido.

¿Son seguros los préstamos sin buró?

Si optas por instituciones de confianza y acreditadas por los organismos gubernamentales, puedes sentirte seguro de solicitar este tipo de préstamos. Cada vez son más las personas que usan este sistema y más las instituciones que lo ofrecen, puesto que, si bien es verdad que no ven factible el dar un préstamo a largo plazo a aquellos sin ingresos económicos estables, es rentable darle préstamos a todo el mundo por un periodo de tiempo corto.

Recuerda que lo clave para hacer una transacción segura es elegir una entidad financiera que sea confiable, huye de todas aquellas que se vean sospechosas o que tengan malas referencias; siempre investiga y pregunta a personas conocidas que han utilizado estos préstamos antes de tomar una decisión.

Los préstamos sin buró, sin duda, pueden ser la solución para muchas personas que necesitan dinero con urgencia; pero ten siempre en cuenta, antes de pedir dinero, si tienes la capacidad financiera para asumir un compromiso de este tipo; seamos responsables en cuanto a nuestra conducta financiera y evitemos asumir deudas que no podamos liquidar.

Post Relacionado