Cómo obtener un préstamo sin historial crediticio. Descubre 7 formas de lograrlo

Por: Alicia Pousa

Todos alguna vez hemos querido o necesitado solicitar un préstamo y sabemos que, para poder hacerlo, las personas deben cumplir con ciertos requisitos que demuestren que son capaces de cumplir con los pagos; entre estos está el de tener un historial crediticio. Si no posees un historial o si este es negativo y necesitas pedir un préstamo, aquí te mostramos 7 maneras para que obtengas uno.

Hay que estar conscientes de que los bancos rechazan personas que solicita prestamos, mayormente porque estos potenciales clientes no poseen un perfil crediticio que se adaptan a lo que solicitan, puesto que estas instituciones piden múltiples requisitos que a veces son difíciles de cumplir; por ello, el acceder a un crédito sin buró puede ser la opción. Observa esta lista de alternativas para que pueden ayudarte si necesitas un préstamo.

  1. Negociar un convenio quita

Este es un convenio que se hace entre la persona y un prestamista, que puede ser una entidad financiera o banco, en el cual, el solicitante hace constar que el deudor se compromete a pagar una parte de la deuda y, por otro lado, el acreedor, a renunciar sobre el resto del dinero que prestó.

Este recurso es usado por las instituciones financieras para no perder todo el capital que dio en préstamo, y suelen ofrecer descuentos que van del 30 al 80%. A pesar de que esta opción parece fácil, no lo es; puesto que se llega a la quita luego mucho tiempo de hostigamiento y presión por parte de la entidad que presta el dinero, además, se resuelve el problema inmediato, pero la persona queda marcada con un mal historial crediticio, así que hay que pensarlo bien antes de ver esto como una solución.

  1. Solicitar préstamos online sin estudio de buró

Hoy en día, hay muchas entidades financieras que ofrecen variedad de alternativas para otorgar préstamos urgentes a través de internet, y los precios dependerán de la cantidad de dinero que se solicite. Estos créditos no necesitan muchos requisitos y son más prácticos y rápidos préstamo de obtener.

Debido a lo práctico de estos préstamos, las personas suelen solicitarlo para pagar cuotas vencidas de algún otro préstamo, aprovechar la oferta de algún producto o invertir en un emprendimiento.

Para obtener un préstamo online, lo único que se necesita es ser mayor de edad, tener un documento de identidad y una cuenta bancaria.

  1. Aval hipotecario con un inmueble 

Si se necesita pedir una cantidad de dinero importante, lo que se pide es una garantía de pago en forma de aval, que puede ser en forma de ahorros monetarios o  un bien valioso como puede ser una propiedad o un vehículo; si se trata de estos dos últimos, los trámites para el préstamo serán más fáciles; no obstante, el monto que te otorgue la entidad financiera, dependerá de la tasación que se haga al inmueble, según la valoración del mercado o según la tasación que la misma institución realice.

Estos prestamos suelen ser dados bajo distintas denominaciones, pero con la característica que es de libre uso; es decir, no tienes que indicar para qué destinarás el dinero. Si bien parece tener muchas ventajas, hay que tener cuidado con este tipo de préstamos porque existe la posibilidad de perder un bien valioso por no cumplir con los plazos de pago.

 

  1. Reunificación de deudas

Este sistema consiste en agrupar todas las deudas que tenemos, ya sean hipotecarias o de otro tipo, de forma que evites que los intereses y el cúmulo de mensualidades te impidan cumplir con tus compromisos.

No es fácil encontrar entidades bancarias que quieran asumir las cuentas que un cliente posea; sin embargo, existen instituciones especializadas en esto porque hacen de representante del deudor.

  1. Casas de empeño

Las casas de empeño son muy populares casi en todos los países; pero cada país tiene sus propias regulaciones con respecto a este tipo de negocios. El método que utilizan estas entidades es de préstamo prendario, lo cual significa que el bien material que se tasa y es ofrecido a la casa como garantía, no podrá ser vendido por esta. La forma cómo se realiza la transacción es que se traslada la posesión, pero no el dominio; es por esto por lo que son solicitados, mayormente, por la población de bajos recursos.

La manera cómo se solicitan estos tipos de préstamos es muy sencilla, simplemente se acude a alguna sucursal de la casa de empeño con el documento de identidad y con el bien que se quiere empeñar que puede ser una joya, una consola de videojuego, un mueble o una moneda antigua, entre otras cosas. Luego, la casa realiza una valuación del bien para después determinar la cantidad de dinero que prestará por este.

Tras realizar este proceso, se sigue con el papeleo correspondiente, en el cual se fija las condiciones de los pagos, como fechas y mensualidades, además del pago final, la tasa de interés y, por último, se especifica las condiciones por las que se puede recuperar el bien dado en prenda o, por el contrario, perderlo. 

  1. Tener la figura de un aval

Cuando no se tiene un historial crediticio o se posee uno que no es confiable para las instituciones bancarias, existe la posibilidad de que se pueda contar con alguien que se haga cargo de los pagos de la deuda en caso de que la persona que lo solicita no pueda cumplir con las cuotas indicadas. Se puede decir que un avalista quien cumple el papel de fiador y que debe garantizar que el avalado cumpla con sus responsabilidades con el préstamo que ha solicitado.

Asimismo, el avalista puede protegerse a través de ciertos derechos como el que la institución financiera se dirija, primero, al deudor cuando cobre la deuda; también puede señalar los bienes con los que el deudor puede responder para saldar la deuda o dividir esta entre las diferentes personas involucradas en el préstamo (en caso de que este haya sido solicitado por más de una);  sin embargo, estos derechos pueden ser desestimados si existen contratos financieros; no obstante, se mantiene le derecho de reclamar al avalado y solicitar una indemnización por los daños sufridos.

En resumen, las ventajas que se pueden tener al contar con un aval para un préstamo son las siguientes 

– Oportunidad de acceder a tasas de interés más favorables.

– Posibilidad de acceder a plazos de devolución que sean más ventajosos para tu negocio

– Poder pedir una mayor cantidad de dinero en el préstamo.

– Da una imagen más profesional del solicitante.

– Existe la posibilidad de negociar aspectos como el costo por la amortización anticipada.

préstamo sin historial crediticio
préstamo sin historial crediticio
  1. Usar el celular como aval 

Uno de los métodos más novedosos que hay actualmente, y que va muy en consonancia con esta era tecnológica en la que vivimos, es el de la Fintech o empresas tecnológicas que se especializan en el préstamo de dinero para la comprar de smartphone y que pueden otorgarte el dinero en tan solo cinco minutos, la garantía que les tienes que dar es el mismo teléfono que estás adquiriendo y que deberás entregar si no cumples con el pago del préstamo; de esta forma, se garantiza que el deudor cumpla con su compromiso.

La forma como las Fintech aseguran el pago del préstamo es mediante una aplicación, que se instala en el dispositivo móvil antes de ser entregado al deudor y a través de la cual se puede bloquear el celular e impedir su uso, en caso de que no se cumplan con los pagos de la deuda. El núcleo del negocio es este tipo de financiamiento, pero también se sustenta en la renta del software de bloqueo a otras compañías.

Estas siete formas de acceder a un préstamo sin necesidad de contar con historial crediticio son muy variadas y capaces de adaptarse a las necesidades de cada bien; no obstante, lo más sensato es, primero, hacer un estudio de nuestras personales finanzas y estar conscientes de las deudas que podemos asumir antes de solicitar un préstamo, cualquiera que sea este.

Post Relacionado